Sextorsión: ¿Has recibido una nueva solicitud de amistad en Facebook? Mucho cuidado

La 'sextorsión' es un delito cada vez más común.

sextorsión

Seguro que os suena la siguiente historia: estás en tu red social y recibes una nueva solicitud de amistad de una chica joven que no conoces. Pinchas para ver de quién se trata y te encuentras a una mujer atractiva, que sin mediar palabra y sin tener aparentes amigos en común, quiere establecer contacto contigo.

Antes de que te des cuenta, la conversación sube de tono y tu recién estrenada amiga te envía fotos de contenido sexual. Después te pide que le envíes las tuyas e incluso te propone conectar la ‘webcam’ para tener una sesión de ‘sexting’. Si aceptas, puedes ser víctima de la ‘sextorsión’ y la estafa virtual.

Según informa El confidencial, ni siquiera hará falta que le hayas mandado fotos o vídeos sexuales, bastará que hayas conectado un segundo tu ‘webcam’ para que elabore su propio material. Puede coger tu cara y hacer un montaje de foto o vídeo y para difundirla.

Tu extorsionador puede ir más allá, puede crear un perfil idéntico al tuyo y pedir amistad de nuevo a todos tus contactos para hacerse pasar por ti, puede vincularte al supuesto uso de pornografía infantil, puede hacerte quedar como un adicto a este tipo de pornografía o incluso puede arruinar tu futuro profesional si lo hace en redes como Linkedin.

Según un estudio de Microsoft, la ‘sextorsión’ entre desconocidos (no confundir con la realizada entre personas que se conocen y exparejas) afecta al 3% de la población. En España, cerca de 6.000 personas pueden verse afectadas por estas prácticas, aunque solo el 30% las denuncia y, aunque lo hagan, los delincuentes suelen actuar desde servidores remotos por lo que rara vez se los localiza.

sextorsion
Si estas sufriendo un caso de sextorsión puedes contactarnos vía email a info@stopviolenciadegenerodigital.com o 91 462 48 20 – 659 08 26 31

Consejos para evitar la ‘sextorsión’

1. Sentido común. Es el consejo más obvio, pero también el más valioso.

2. ¿Cómo es su perfil? Estos perfiles son medianamente fáciles de detectar. Hay que fijarse en la fecha de creación del perfil y en la cantidad de fotos y de amigos pueden ser indicio de perfil falso.

3. No hagas ‘sexting’ con extraños. El ‘sexting’ es una práctica totalmente lícita, pero practicarlo con extraños que te acaban de contactar quizá no sea la mejor idea del mundo.

4.- Busca sus fotos, este tipo de perfiles se nutren de fotos robadas a mujeres. Si ves sus fotos de perfil y tienes alguna sospecha, pincha con el botón derecho de tu ratón y dale a la opción ‘Buscar esta imagen en Google’.

5. Por último, denuncia, la decisión sobre ceder al chantaje y pagar por tu ‘rescate’ es cosa tuya. En cualquier caso, pagues o no, denuncia la extorsión.

En España puedes hacerlo acudiendo a la Brigada de Investigación Tecnológica de la Policía Nacional o al Gupo de Delitos Telemáticos de la Guardia Civil.

Fuente: rioja2.com